‘Emergencia económica y cierre de fronteras’

Este régimen está dispuesto a todo. No lo mueve la búsqueda de solución a los problemas. Al contrario, ha sido el primer promotor o impulsor de todos los problemas que sufre este país. Es más, este régimen es el problema más importante que tenemos los venezolanos. Y está movido por la ambición de permanencia, sin condiciones, en el poder. No importa que sepa que perdió el apoyo popular. No importa que lea encuestas que reflejan rechazos que superan ya al 80% de la población. No importa que sepa que conduce a esta patria a un abismo. Lo de este régimen es el poder. El poder por el poder. Ese que no mira el bienestar de la población y que es capaz de afectar gravemente a la sociedad que debe cuidar y defender.

En un momento electoral como el que vivimos surgen, renacen o se profundizan problemas que generan conmoción interna y conmoción externa, sólo con fines electorales. A lo interno, la crisis de inseguridad y de desabastecimiento se aborda con medidas efectistas que siguen atacando las consecuencias pero que no resuelven nada. Mientras tanto, los servicios públicos siguen deteriorándose y, con ellos, nuestra calidad de vida. A lo externo, la Guayana Esequiba –olvidada durante dieciséis años– retumba en los discursos patrioteros de un presidente que fue canciller complaciente, mientras Colombia se retoma como un problema que se atiende sólo en coyunturas electorales, hasta para hacer anuncios de guerra.

Buscando generar una especie de Dakazo –esa triste experiencia de asalto a una empresa que, en su momento, dio resultados electorales– el presidente anunció un estado de excepción enmarcado en la emergencia económica para, supuestamente, abordar la crisis que se vive en la zona limítrofe con Colombia. Decidió entonces el cierre de la frontera tachirense, así como la deportación de colombianos y el desalojo y demolición de ocupaciones ilegales. Aunque es una competencia constitucional, no veo elementos objetivos que justifiquen una medida tan extrema para abordar una situación que se ha mantenido por años y que se ha agravado precisamente por las equivocadas políticas económicas oficiales. Si existe emergencia económica en Venezuela es por única responsabilidad de un gobierno que ha destruido la economía, que nos ha llevado a importar lo que aquí producíamos, que se ha extralimitado con los controles que nada controlan y que sólo generan ineficacia y corrupción. Por otro lado, el cierre de la frontera no es más que seguir atacando las consecuencia sin siquiera rozar las causas que ocasionan todo este desbarajuste. Es además reconocer que muchos de los integrantes de la fuerza armada están comprometidos con ese delito del contrabando o, en el mejor de los casos, no han sido capaces de cuidar nuestros espacios fronterizos. Quien crea que el desabastecimiento o la inseguridad se resuelven con el cierre de la frontera, vive en un mundo ajeno a la realidad.

Y la deportación de colombianos pobres, sin el más mínimo respeto a su dignidad humana y con desprecio absoluto a sus exiguos bienes, no es más que la reiterada demostración de que este es un régimen que no siente respeto alguno por la vida, que no practica la solidaridad y que está dispuesto a todo para lograr sus objetivos que nada tienen que ver con el bienestar de las personas que habitamos este país.

Esta acción, así como los operativos para la “liberación del pueblo”, están enmarcados en esas medidas efectistas, extravagantes, que toma el gobierno para tratar de dar un giro en positivo al repudio que siente la sociedad venezolana por quienes lo dirigen. Aunque no se ha medido la opinión popular, tengo la sensación de que el tiro les ha salido por la culata y que no habrá forma de que puedan recuperar la confianza que alguna vez la mayoría del pueblo depositó en ellos y que han dilapidado de forma vil y oprobiosa. Este país apostará por el cambio y la esperanza.

Juan Pablo Guanipa V.

juanpguanipa@gmail.com

@JuanPGuanipa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s